16-09-2017 El valle de Ip

NÚMERO DE ASISTENTES: 47

Como todos los años por estas fechas cuando el verano está a punto de terminar, llega el momento de nuestra cita anual con la comarca de la Jacetania, feudo de nuestr@s amig@s María José y Norberto que ya nos han acostumbrado a que la reanudación de la actividad de Senderismo tras el paréntesis de las vacaciones estivales “toca” caminar por esos valles que ell@s conocen tan bien.

En esta ocasión habían elegido el Valle de Ip y los dos recorridos estudiados con mucho mimo para contentar a todos los públicos: l@s “fieras tragamillas” y l@s que se toman la vida con más filosofía y calma.

Una vez más acertaron con la elección (¡que bien nos conocéis bandidos!) y además la fecha fue muy propicia porque el sábado anterior no hubiera sido posible hacer ningún recorrido debido al temporal de agua y nieve que recorrió el valle y que obligó a suspender la carrera por el monte de los 100 Km. que no se pudo concluir. Pero para eso está la “potra” de la que echamos mano las gentes de “L’Andada” cuando las cosas se ponen feas y aunque las predicciones anunciaban tormentas a partir de las 12 horas, los soplidos a las nubes de l@s andarines retrasaron su llegada hasta las 14 horas cuando entrábamos por la puerta del restaurante dispuestos a comer.

La jornada comenzó después de desayunar en Villanúa y aunque la mañana estaba “fresca” (apenas 7 ºC cuando bajamos del autobús) el sol animaba a comenzar a caminar. En ese momento, l@s que todavía no conocían como funciona el tandem “María José-Norberto” empezaron a alucinar cuando vieron el montón de bastones artesanales que habían preparado para l@s que no se habían acordado de traer los suyos. Tras el reparto, el grupo se dividió en dos: mientras la mayoría optó por seguir a María José, l@s más andarines se decidieron por Norberto y así las cosas, cada uno siguiendo a su “pastor” se fue desarrollando la jornada, disfrutando cada uno a su manera de los dos bonitos recorridos, de los preciosos paisajes y esos impresionantes picos recortados sobre el azul celeste del cielo pirenaico. No obstante, algun@ soplaba con fuerza cuando el camino comenzó a empinarse y a una rampa fuerte seguía otra más fuerte aún. Pronto comenzó la letanía de costumbre: “¿Falta muchooooo?”, “¿Ya llegamooooos?” pero el esfuerzo se dio por bien empleado conforme se iban descubriendo los rincones tan bonitos que esconde este valle de Ip para l@s que se deciden a internarse por él: La Besera, las Casetas de Pacharica, la Moleta, etc. todo ello caminando entre un espeso bosque de pino, boj y avellanos.

Una vez más, tanto María José como Norberto, se desvivieron por que la jornada transcurriera sin incidentes y que cada un@ de l@s asistentes disfrutara al máximo de la jornada. Una vez más lo consiguieron con creces y cuando nos despedimos de ell@s tras una muy buena comida en el Hotel Real Villa de Anayet de Canfrac-Estación, todo el mundo se acercó a darles las gracias y de paso a “comprometerlos” para que el año próximo no falte en nuestro calendario esta clásica excursión. No hacía falta porque ellos ya tienen en su cabeza el recorrido que nos van a proponer que seguro será de nuestro agrado.

El regreso a Zaragoza, tuvo una nota triste cuando nos enteramos de la noticia del fallecimiento el pasado mes de junio de Jaime, ese gallego buen conductor y mejor persona que tantas veces llevamos al volante del autobús en nuestras andanzas senderistas a lo largo y ancho de muchos años, siempre dispuesto a colaborar en todo lo que estaba en su mano. Guardamos un emocionante y respetuoso minuto de silencio como homenaje a este buen amigo seguido de una gran ovación deseando que se encuentre en algún hermoso lugar donde pueda descansar en paz.

Norberto nos explica el recorrido
Norberto nos explica el recorrido
Serbal de Los Cazadores (Villanúa)
Serbal de Los Cazadores (Villanúa)
Foto de grupo
Foto de grupo
Iglesia de Canfranc-pueblo
Iglesia de Canfranc-pueblo
Comienza la senda
Comienza la senda
Se han parado a respirar
Se han parado a respirar
En las casetas de Pacharica
En las casetas de Pacharica
Rúsula
Rúsula
Hacia La Solana
Hacia La Solana
Croco
Croco
Las llaman Cabeza de león
Las llaman Cabeza de león

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *